Proyecto

Candidaturas arquitectura

Candidaturas arquitectura

Estudio: 
Albert Carcereny. CMAC Arquitectes
Descripción: 
CMAC Arquitectes es un estudio de arquitectura con una estructura abierta y mínima localizada en Barcelona y dirigida por Albert Carcereny y Conchita Martínez, con una red de colaboradores variable en función de las necesidades del momento, que permite la obra propia, así como colaboraciones externas puntuales. La participación de sus miembros principales, en otras oficinas de arquitectura durante una extensa etapa inicial, les han proporcionado un gran conocimiento en arquitectura terciaria y residencial; edificios de oficinas y viviendas en todas sus tipologías. En la actualidad, CMAC Arquitectes se está especializando en rehabilitación energética y edificios autosuficientes, viviendas y oficinas principalmente, apostando también en proyectos de investigación e innovación con vocación arquitectónica, integrada en otros ámbitos de actuación como la agricultura, la sociología y la ecología, en el marco de la ciudad contemporánea y sostenible. Albert Carcereny y Conchita Martínez, son también miembros del grupo Aproximacións, que edita la revista-fanzine del mismo nombre y que recoge reflexiones e ideas de intervención en la ciudad, en un formato ágil y heterogéneo.
Dirección: 
C. Gomis 110, Esc. 6 2º-1ª. 08023 Barcelona
Teléfono: 
93 4173202
Logotipo: 
Año: 
2012
Nombre del proyecto: 
Casa Corti. Rehabilitación energética de una vivienda unifamiliar pareada. Eichstätt, Baviera.
Descripción del Proyecto: 
El proyecto se sitúa en una parcela rectangular, muy alargada y de acusada pendiente, con una edificación existente de tres plantas (semisótano, baja y primera) y un garaje a pie de calle, formada por dos cuerpos contiguos con cubierta inclinada el primero y plana el segundo y destinada a vivienda principal, en una zona de viviendas unifamiliares pareadas, en la ciudad de Eichstätt al sur de Alemania. La intervención apuesta por los beneficios de la rehabilitación energética, mediante el uso de sistemas pasivos de control ambiental, que permiten mejorar las condiciones climáticas y lumínicas del edificio, disminuyendo la demanda energética, con sistemas constructivos económicos y sencillos, incluyendo la renovación de las instalaciones (calefacción e iluminación), sin descartar la inversión en energías renovables (placas solares) y la reutilización de las aguas pluviales, con el fin de aumentar la eficiencia energética del edificio. Se propone una transformación a partir del mínimo derribo, con la incorporación de nuevos elementos funcionales en intervenciones puntuales para cada planta, además de favorecer la relación con el exterior, considerando cada nivel y el espacio exterior inmediato en términos de planta baja, coincidiendo con la ampliación del edificio donde este lo permite. Así, la planta semisótano, prevista como alojamiento temporal para habitantes ocasionales (estudiantes, invitados,…) libera todo su espacio organizando estar y dormitorio alrededor de un compacto de servicios, destinando el resto a instalaciones. La planta intermedia, destinada a los usos comunes y formada por tres espacios con funciones diferentes (cocina-comedor, biblioteca y estar), reorganiza el área de acceso, mejorando la conexión con la entrada, los espacios anexos y la nueva escalera e incorporando un nuevo baño, aumenta la dimensión espacial y lumínica de la estancia central, suprimiendo el aseo existente y generando un doble espacio con la planta superior y amplia la terraza exterior (terraza-jardín), vinculada con el jardín inferior por una escalera, buscando las vistas lejanas y protegida del sol y los vecinos gracias a la vegetación y la fachada lateral. La planta primera, de carácter más íntimo, incorpora un nuevo espacio adosado al actual estudio y abierto al exterior hacia el jardín, reorganizando esta zona y distribuyendo estudio y dormitorio alrededor de un nuevo núcleo de servicios. El espacio central elimina las divisiones existentes, configurando un espacio polivalente conectado con la habitación infantil. Las fachadas, adaptadas a la geometría de cada volumen, incrementan la captación de luz y radiación solar en las orientaciones más favorables (fachada lateral sudeste y terraza-jardín sudoeste) mediante sistemas directos (ventanas y lucernarios) e indirectos (muro trombe sobre muro existente; pintado de negro, con cámara de aire y revestido de policarbonato), favoreciendo la relación interior-exterior con grandes paños de vidrio en los extremos ampliados de la vivienda. Las cubiertas se resuelven con un revestimiento de zinc, sobre la cubierta inclinada existente, descendiendo por la fachada y rematado en un voladizo, asumiendo las funciones de canalón y protector solar en verano. La cubierta plana, invertida y vegetal, unifica la parte existente y la ampliación, proporcionando inercia térmica frente a las oscilaciones exteriores.
Fotos: 
He leido y acepto las bases del concurso y las condiciones legales.: 

Historial

Miembro durante
2 años 8 meses